HIPNOTERAPIA PARA PROBLEMAS PSICOSOMÁTICAS

Curiosamente y aunque Liliana aseguraba que no tenía problemas, casi a diario, a las 3:00 p.m., comenzaba a padecer una migraña que algunas veces la hacía faltar al trabajo.

No sabía de qué podía tratarse y acudió a su médico, quien le recomendó un tratamiento con fármacos para controlar el dolor.

A pesar de ser juiciosa con los medicamentos, el dolor no cedía e incluso algunas veces presentaba vómito y diarrea. Cambió de médico y éste último indagó un poco más sobre su vida.

“Le conté que en la casa marchaba todo bien, que en el trabajo estaba feliz porque me habían ascendido y que todo estaba de maravilla en términos financieros”, asegura Liliana, quien trabaja como ejecutiva de cuentas en una compañía importadora.

Sin embargo y después de pensarlo detenidamente, Liliana notó que su nuevo trabajo la enfrentaba un poco a su esposo, que resentía que tuviera menos tiempo en el hogar.

“No quería ver que estaba somatizando una situación que no quería aceptar”, comenta Liliana.

“Una persona sufre somatizaciones cuando presenta uno o más síntomas físicos y tras un examen médico éstos síntomas no pueden ser explicados por una enfermedad médica y pese a que la persona pueda padecer una enfermedad, tales síntomas y sus consecuencias son excesivos en comparación con lo que cabría esperar.

Las enfermedades psicosomáticas tienen su origen en el estrés laboral, familiar y en los problemas laborales que, en principio, el paciente no quiere aceptar.

Síntomas

Si no existe ningún factor médico asociado y al contrario, las preocupaciones y el estrés están constantemente presentes, el paciente que desarrolla una enfermedad psicosomática presenta los siguientes síntomas.

Síntomas somáticos más frecuentes en las consultas médicas:

  1. Dolor de espalda
  2. Mareos, vértigos
  3. Dolor en extremidades
  4. Gases en el estómago
  5. Dificultad al respirar
  6. Palpitaciones, taquicardia
  7. Dolor en articulaciones
  8. Dolor en el pecho
  9. Náuseas

Conductas de la enfermedad psicosomática

Si la enfermedad emocional no es tratada adecuadamente, los comportamientos que las provocan decantan en actitudes inadecuadas:

  • Agresividad: listo para discutir y reñir a la menor excusa.
  • Mal humor: pensando que nada vale la pena.
  • Preocupación exagerada.
  • Sospecha y desconfianza de todo el mundo.
  • Falta de consideración para las necesidades de otros.
  • Incapacidad y dependencia.
  • Pobre control emocional: estallidos emocionales fuera de proporción a la causa.
  • Fantasía: pasa una buena parte del tiempo imaginando “cómo podrían estar las cosas.
  • Hipocondríaco: preocupación por achaques físicos menores o imaginarios de alguna enfermedad.

¿Cómo ayudar?

Hay formas de ayudar a las personas que padecen de una enfermedad psicosomática:

Hacer notar a la persona que hay interés y preocupación pero sin llegar a hacer las cosas por ella.

  • Saber escuchar sin criticar ni opinar.
  • Leer acerca de enfermedades psicosomáticas para comprender un poco mejor de qué se trata el padecimiento.
  • Orientando al enfermo para que consulte un médico.

¿Cómo tratarlas?

Para empezar a tratar las enfermedades psicosomáticas es importante que el paciente tome conciencia de cuál es su problema en el hogar, trabajo o qué situación lo pone en situación de estrés.

En algunos casos se emplean fármacos pero una terapia alternativa pueden ser las técnicas de relajación.

  • Eliminar la ansiedad a estímulos ambientales específicos.
  • Si el estrés se produce por problemas con la pareja, acudir los dos a terapia sería una buena alternativa.
  • Distribución el tiempo ocio-trabajo.
  • Tratar las preocupaciones del paciente respecto a perder eficacia o autoestima.
  • Manejar la ansiedad.
  • Enseñarle al paciente a compartir los problemas con otros.
  • Anticipar y manejar el estrés.

Terapias alternativas

Hipnosis: es un estado mental o de un grupo de actitudes generadas a través de un procedimiento llamado inducción hipnótica. Usualmente se compone de una serie de instrucciones y sugerencias preliminares.

Reiki: es una práctica considerada como medicina complementaria y alternativa que trata de lograr la sanación o equilibrio del paciente a través de la imposición de las manos del practicante, canalizando cierta supuesta “energía vital universal”.

Quiromasaje: significa literalmente ‘masaje con las manos’ o “masaje manual”, y se usa dicho término para diferenciarlo de los masajes mediante aparatos eléctricos o instrumentos mecánicos. Las técnicas de masaje se establecen y aplican en función del objetivo específico a conseguir.

Aromaterapia: es el uso terapéutico de los aromas puros para un tratamiento natural y un complemento importante para ayudar a restablecer nuestro equilibrio y armonía.

Desensibilización sistemática: es un método psicoterapéutico cuya característica principal es la aproximación sucesiva del sujeto a situaciones que le producen una exacerbación disfuncional de conductas (emocionales, cognitivas o comportamentales) y que lo lleva a consulta.

Hipnoterapia: Hipnosis terapéutica para el tratamiento de trastornos en la alimentación y problemas afectivos.

Comenzar una Conversación

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *