La terapia regresiva de entre vidas, consiste en un método que nos permite acceder a las memorias de nuestro recorrido espirituaL y emocional a través de la hipnosis.

El estado de hipnosis es un trance en el que las ondas del cerebro disminuyen progresivamente su ritmo de vibración, este proceso modifica dicha actividad y va cambiando su frecuencia y amplitud partiendo de las ondas Beta que representan nuestro estado de vigilia y alerta normal cuando estamos despiertos, pasando por las ondas alfa que reflejan estados leves de relajación o meditación y finalmente  provocando una condición donde las ondas cerebrales alcancen el estado Theta antes del sueño el cual nos permite acceder a la mente subconsciente y superconsciente para abrir los archivos de nuestras experiencias físicas y espirituales pasadas.

La terapia busca analizar objetivamente los sucesos negativos del pasado que han dejado una huella emocional en nuestra alma y afectan nuestra vida actual para transformarlos a través de la comprensión de los mismos.

“La regresión de vida entre vida es una extensión y evolución mas allá de la regresión a las vidas pasadas. Esto se debe a que se permite el acceso a nuestros recuerdos del alma en un estado superior de conciencia que llamamos la mente superconsciente.

La clave para la aplicación y el éxito de la Terapia es la longitud de la sesión, que usualmente dura de tres (3) a cuatro (4) horas y la profundidad del estado del trance que es superior a la de una regresión hipnótica.

Este procedimiento, permite a los sujetos conectarse con su Yo /Alma. Por lo tanto, los clientes son capaces de superar su encarnación física y conectar con una vida inmortal.